transporte

Bordeaux en bicicleta

Bordeaux-en-bicicleta-1

En la localidad francesa de Bordeaux muchas personas se desplazan en bicicleta. Su geografía prácticamente plana, la abundancia de carriles-bici y la buena educación de sus conductores, hacen que sea un modo fácil, económico y saludable de moverse por la ciudad. Si no tienes tu propia bicicleta, puedes alquilar por un precio asequible una de las que se ofrecen en los numerosos puntos distribuídos por las calles, como el de la fotografía de abajo. Sólo necesitarás una tarjeta de crédito, y en unos minutos podrás liberar una y devolverla cuando quieras en cualquier otro punto de la ciudad.

Bordeaux-en-bicicleta-2

Bangkok por tierra

Bangkok-por-tierra-1

Además de los barcos que circulan por el río Chao Phraya, en Bangkok existen otras opciones de transporte, en este caso terrestre. Puedes desplazarte en autobús, en un taxi convencional, o en un “tuktuk”, una especie de motocarro que realiza servicio de taxi. Sus dimensiones menores que las de un coche lo convierten, a pesar de ser más incómodo, en una buena opción teniendo en cuenta el pesado tráfico que soporta la ciudad.

Road train

Road train blog copy

La mayoría de la población australiana vive cerca de la costa. El interior del continente, conocido como “outback”, está formado principalmente por interminables llanuras, casi siempre secas y con escasa vegetación. Allí, las pocas carreteras que existen son rectas, planas y muy largas. Puedes conducir durante cientos de kilómetros sin cruzarte con nadie y sin girar apenas el volante. Estas condiciones permiten circular a los “road trains” o “trenes de carretera”, camiones formados por una cabina y varios remolques enganchados uno detrás de otro. Al llegar a la ciudad de destino se detienen en las afueras para soltar los “vagones” e ir introduciéndolos de uno en uno.

Rectas Australia

Bangkok por río

Bangkok-rio-1

Una de las opciones para desplazarse por Bangkok, capital de Tailandia, es utilizar el transporte público que discurre por el río Chao Phraya. Varias barcazas realizan diferentes recorridos, deteniéndose en las “estaciones” de las orillas del río para coger y dejar pasajeros. Dentro de las embarcaciones existe un espacio reservado para los monjes.

Bangkok-rio-1-2

El cobrador

Cobrador-1 Para utilizar los autobuses públicos de São Paulo hay que subirse por la puerta de delante. Al llegar a la mitad del autobús, si no tienes bilhete único (tarjeta recargable como la que utiliza la mujer de la fotografía), tendrás que pagarle al cobrador para que te libere el torno que da acceso a la parte de atrás. Además de cobrar el billete a los que pagan con dinero, el cobrador realiza otras funciones. Le ayuda al conductor en lo que necesite, por ejemplo diciéndole cuando terminan de bajar los usuarios en cada parada, y avisa, con una memoria sorprendente, a cada pasajero perdido que le ha preguntado previamente en qué parada tienen que bajarse.